Director: Rogelio López Blanco      Editora: Dolores Sanahuja      Responsable TI: Vidal Vidal Garcia     
  • Novedades

    Paul Preston: El zorro rojo. La vida de Santiago Carrillo (reeña de Iván Alonso)
  • Cine

    Precious, película de Lee Daniels (por Eva Pereiro López)
  • Sugerencias

  • Música

    Lhasa, CD de Lhasa de Sela (por Marion Cassabalian)
  • Viajes

  • MundoDigital

    ¿Realmente hay motivos para externalizar la gestión de un website?
  • Temas

    Cuba, de Hugh Thomas (reseña de Pablo Mediavilla Costa)
  • Blog

    La librería de los escritores (Sexto Piso y La Central) (por Juan Antonio González Fuentes)
  • Creación

    Dinu Flamand: En la cuerda de tender
  • Recomendar

    Su nombre Completo
    Direccción de correo del destinatario
viernes, 10 de octubre de 2008
Drácula, según el sobrino nieto de Bram Stoker
Autor: Juan Antonio González Fuentes - Lecturas[7331] Comentarios[0]
El sobrino nieto del escritor Bram Stoker, el ya infame Drace Stoker, amenaza con revisitar en forma de libro la creación literaria de su pariente, Drácula, con el único inconveniente, eso sí, de que no sabe escribir

Juan Antonio González Fuentes 

Juan Antonio González Fuentes

Imagino que muy pocos de ustedes estén al tanto de que un descendiente del escritor Bram Stoker, el creador literario del conde Drácula, ha sido el entrenador del equipo olímpico canadiense de pentatlón. Lo que sí imagino es que el hecho en sí a la mayoría le importará, con razón, un bledo.

Pero el asunto es probable que adquiera otro interés si les digo que el pariente aludido, un sobrino nieto que responde al nombre de Drace Stoker, acaba de aceptar una oferta de casi un millón y medio de euros por escribir un libro en cuyo título figuren juntas, otra vez de nuevo, la palabra Drácula y la palabra Stoker. Las empresas que apoquinan la “pasta” son tres, la norteamericana Dutton, la británica HarperCollins, y la canadiense Penguin. Lo realmente curioso del caso es que el amigo Drace Stoker no es escritor, y para juntar las letras de la nueva historia del conde transilvano, va a contar con la asistencia técnica de Ian Holt, un historiador que además de habitual guionista, es nada más y nada menos que miembro activo de la Sociedad Transilvana de Estudios sobre Drácula.

El sobrino nieto y el historiador ya están manos a la obra, y su historia con Drácula como protagonista estará en las librerías previsiblemente el otoño que viene, el del 2009, aunque meses antes comenzará ya el rodaje de la película basada en el libro. Sí, como lo oyen, vamos, como lo leen.
Drace y Holt trabajan para fabricar su novela con los manuscritos originales de Bram Stoker, de donde tomarán situaciones, personajes y tramas secundarias para su desarrollo. Es decir, que van a trabajar hinchando o poniendo alguna luz, ya se verá, a aquellos temas con posibilidades que en el original quedaron en un segundo o tercer plano.

La acción se desarrollará en la ciudad de Londres en 1912, dos años antes del comienzo de la I Guerra Mundial y 25 años después de que sucedan los acontecimientos descritos en el Drácula original. Dos de los protagonistas no vampiros de la trama serán el doctor Stewart y Quincey van Helsing, respectivamente protegido e hijo del célebre doctor Abraham van Helsing, el célebre cazador de vampiros holandés, archienemigo declarado del conde Drácula.

Bram Stoker

Bram Stoker

Ian Holt ha declarado al diario The Guardian que a veces, cuando él y su compañero escriben la nueva historia del príncipe de los vampiros, es como si sintieran la presencia en el ambiente del difunto Bram Stoker, una presencia que les anima e inspira para seguir adelante a pesar de las dificultades que les van surgiendo.

A mi la historia me parece interesantísima y espeluznante a la vez. Si quitamos todos los aderezos a la historia, nos encontramos con una evidente realidad: tres editoriales anglosajonas ponen encima de la mesa una elevada cantidad de dinero para que un tipo, familiar de un ilustre escritor, ponga su apellido en la cubierta de un libro que, de alguna manera, se plantea como la continuación de la obra que hizo célebre al difunto escritor. Otro personaje, una especie de esforzado de la letras, escribirá unas páginas inspiradas claramente en el original, y antes de que el libro salga a la venta en busca de compradores, ya se habrá rodado la versión cinematográfica del libro. ¿Objetivo? Hacer negocio con el uso de dos nombres, de dos marcas que siempre han estado unidas entre sí: Drácula y su creador, Bram Stoker.

El libro del que hablamos, puro objeto de concepción industrial que no literaria, procurará cuando salga hacerse un hueco en el mercado libresco usando un marketing más que previsible: la marca del producto, es decir, Stoker-Drácula. El eslogan será algo así como “compren el nuevo Drácula del nuevo Stoker, se lo dejamos barato, barato...”. Tres sellos editoriales conciben y fabrican su producto, un libro, como si fuera una raqueta, unas botas de fútbol, un perfume, unos zapatos, un automóvil, una pechuga de pavo...

A buen seguro el libro se venderá bien. Hay mucho mitómano en torno a Drácula y su mundo. Las ventas están aseguradas. Las traducciones a todos los idiomas importantes también. La película también se verá. Todo huele y sabe a negocio puro y duro. Negocio, eso sí, barato, barato.

¡Que le don dos duros al sobrino nieto de Stoker! ¡Qué le parta un rayo a su Drácula de pega!

***


Otro textos de Juan Antonio González Fuentes sobre Drácula y el tema vampírico:

Vampiros!!!
Drácula, ilustrado por Luis Scafati
El castillo de Drácula
El vampiro que retrató Edvard Munch


NOTA: En el blog titulado El Pulso de la Bruma se pueden leer los anteriores artículos de Juan Antonio González Fuentes, clasificados tanto por temas (cine, sociedad, autores, artes, música y libros) como cronológicamente.


Comentarios









  • Suscribirse





    He leido el texto legal


  • Reseñas

    Flores que esperan el frío de Esther Muntañola (reseña de Marta López Vilar)
  • Publicidad

  • Autores

    El iceberg poético de Jesús Pardo (por Nicanor Gómez Villegas)