Director: Rogelio López Blanco      Editora: Dolores Sanahuja      Responsable TI: Vidal Vidal Garcia     
Historial de visitas

· Los ficus (Visitas 1)
  • Novedades

    Thoreau, Ortiz, De Negri, Ellsberg, Sulzberger, Bradlee, Manning, Snowden, et al
  • Cine

  • Música

  • Viajes

  • Reseñas

    Elegía, de Philip Roth
  • Autores

  • Creación

  • Recomendar

    Su nombre Completo
    Direccción de correo del destinatario
Pequeño ficus elástica

Pequeño ficus elástica

    NOMBRE CIENTÍFICO
Ficus elastica, ficus benjamina

    NOMBRE COMÚN
Ficus, árbol del caucho, higuera

    OTROS DATOS
Antes se cultivaba a gran escala para obtener caucho.

    DIFICULTAD
Fácil

    PRECIO
De barato a moderado



Ficus elástica a pleno sol en Barcelona.

Ficus elástica a pleno sol en Barcelona.

Ficus benjamina creciendo al aire libre en Barcelona. La parte inferior del arbol presenta hojas variegadas.

Ficus benjamina creciendo al aire libre en Barcelona. La parte inferior del arbol presenta hojas variegadas.

Ficus elástica de unos 8m de altura en un patio de Sevilla

Ficus elástica de unos 8m de altura en un patio de Sevilla

Enorme ejemplar centenario en Cádiz. Se trata de un ficus macrophylla , una de las especies que se tratará en el próximo artículo.

Enorme ejemplar centenario en Cádiz. Se trata de un ficus macrophylla , una de las especies que se tratará en el próximo artículo.


Magazine/Nuestro Mundo
Los ficus
Por Jordi Reviriego Chuecos, sábado, 17 de marzo de 2001
Una de las plantas de interior más fuerte y decorativa.
Características: El género ficus comprende más de novecientas especies, desde enormes árboles a arbustos y trepadoras, que se distribuyen en el trópico y subtrópico de Asia, África y Australia. Luce un porte arbustivo, muy ramificado con ramitas colgantes Europa (la higuera o ficus carica). Todas las especies tienen en común la producción de látex (savia blanca) cuando se hiere su corteza u hojas, de ahí su nombre de árbol del caucho, y la producción de frutos en forma de higo. Suelen presentar hojas coriáceas, por lo que resisten mejor la sequedad ambiental y además, por su procedencia selvática, soportan bien la sombra y eso las convierte en plantas de interior muy resistentes, al tiempo que su belleza y variedad de formas nos abre un gran abanico de posibilidades para decorar nuestra casa. Dada la enorme cantidad de especies nos vamos a centrar en las dos más comunes y en el próximo artículo abordaremos especies menos conocidas.

El ficus elástica, el más veterano como planta de interior, presenta grandes hojas coriáceas de un verde intenso (existen variedades variegadas con bandas y manchas en crema y amarillo verdoso) con bordes lisos, con troncos poco ramificados, presentando la bráctea que envuelve la primera hoja un atractivo color rojo.

En las selvas asiáticas es un árbol de 30m de altura con raíces aéreas que cuelgan de las ramas transformándose en pilares cuando llegan al suelo que ayudan a sustentar la enorme copa.

El ficus benjamina con hojas pequeñas parecidas al laurel, de un verde brillante, que dan al conjunto un aspecto delicado y elegante. Proviene de la India donde forma un árbol de tamaño más moderado que su congénere.

Cuidados : Olvídense de todo lo que han leído en los manuales de plantas, ¡no es cierto! Los ficus resisten la falta de luz y de humedad ambiental, pero una vez aclimatados se desarrollarán mejor con luz intensa, incluso pleno sol y agradecen la humedad ambiental. Respecto a la temperatura son más fuertes de lo que se piensa, resistiendo perfectamente al exterior en zonas libres de heladas o con heladas ligeras y esporádicas existiendo ejemplares centenarios en ciudades como Lisboa, Sevilla, Málaga y todo el litoral mediterráneo hasta la costa de Cataluña, siendo a este respecto, algo más delicado el ficus benjamina y las formas variegadas.

En cuanto al riego sirve la norma de dejar secar antes de regar. Crecen bien en un compuesto universal para plantas de interior, y agradecen tiestos grandes para desarrollarse. Pueden podarse a mediados de primavera, rociando las heridas con agua fría para coagular la savia. Abone moderadamente según el vigor de crecimiento de la planta.

Reproducción : Por acodo aéreo desde la primavera o esquejes en verano dejando sólo la última hoja y protegiendo el tiesto de la transpiración con un plático a modo de miniinvernadero.
  • Suscribirse





    He leido el texto legal


  • Blog

    Poussin y Anthony Powell en el Blog de Juan Antonio González Fuentes
  • Temas

    Piratería: un análisis de la economía delictiva (por Mikel Buesa)
  • Publicidad

    Estrategia, posicionamiento SEO, creatividad, diseño, redacción y Apps