Director: Rogelio López Blanco      Editora: Dolores Sanahuja      Responsable TI: Vidal Vidal Garcia     
  • Novedades

    La historia: caos, orden, proceso y contexto (por Justo Serna)
  • Cine

    Errol Flynn: Autobiografía. Aventuras de un vividor (T&B Editores, 2009)
  • Sugerencias

  • Música

    The West Rider Pauper Lunatic Asylum, CD de Kasabian (por Regina Martínez Idarreta)
  • Viajes

  • MundoDigital

    ¿Realmente hay motivos para externalizar la gestión de un website?
  • Temas

    El Homo Trascedente (por José Membrive)
  • Blog

    Leyendo a Zagajewski en el Blog de Juan Antonio González Fuentes
  • Creación

    Javier Egea: Poesía completa (Volumen II)
  • Recomendar

    Su nombre Completo
    Direccción de correo del destinatario




    GÉNERO
MUSICA

    TEMA
Rock: The best of Pink Floyd, del grupo Pink Floyd (Comentario de Marion Cassabalian)


    OTROS DATOS
Discográfica: Capitol/EMI Records.
Producción: James Guthrie y Pink Floyd.
Lanzamiento : 6 de noviembre de 2001.
Duración: Primer disco, 76’50’’; segundo disco: 78’36’’








Roger Waters

Roger Waters

Davis Gilmour

Davis Gilmour

Roger Keith "Syd" Barrett

Roger Keith "Syd" Barrett

Nick Mason

Nick Mason

Richard Wright

Richard Wright






Magazine/Música
Sumergirse en el universo de Pink Floyd
Por Marion Cassabalian, domingo, 5 de mayo de 2002
Noviembre del 2001, el legendario grupo de rock, Pink Floyd, estrena un nuevo disco, recopilatorio de muchos de sus mejores éxitos: Echoes, The best of Pink Floyd. Los 26 temas de este doble álbum intentan reflejar más de 30 años de carrera de una de las bandas que más influencia tuvo en el siglo 20.
Echoes es una mirada retrospectiva a algunas de las mejores canciones de Pink Floyd desde aquel mágico primer álbum The Piper at the Gate of Dawn en 1967, hasta el menos apreciado del público The Division Bell en 1994. A lo largo de este tiempo, Pink Floyd, pasó de un extremo al otro del establishment del rock: de la psicodelia setentera al rock-jazz experimental, explorando siempre terrenos sonoros vírgenes.

Pink Floyd, cuyo nombre esta inspirado en los nombres de dos ancianos bluesman de Georgia, Pink Anderson y Floyd Council, editó varios recopilatorios como Relics (1971), Collection of great dance Songs (1981) y Works (1983), pero Echoes es quizás el más logrado de todos.

Reagrupando temas reconocibles como "Another Brick in the Wall (Part II)", "Money" y "Wish you were here", temas característicos de los años 70, cuando Roger Waters era bajista y principal compositor y David Gilmour ya el único guitarrista del grupo, Echoes también incluye canciones menos conocidas, pero muy representativas de la trayectoria y del genio creativo de Pink Floyd, como "The Fletcher Memorial Home" del controvertido pero sin embargo genial álbum The Final Cut (1983) o el tema "When the Tiggers broke free" solo incluido en la película The Wall pero en ningún disco.
Siempre acompañados de una iluminación especial sobre el escenario para reforzar el sentimiento psicodélico y místico generado por su música, Pink Floyd supo mezclar, a lo largo de su carrera, delicadeza y pasión, oscuridad y alegría, procurando experiencias musicales casi alienadoras y melodías que parecen conducir al más demente sueño

Pero lo mejor de este doble álbum reside quizás en la presencia de cuatro temas de Roger Keith Syd Barrett, compositor, cantante y guitarrista original de la banda, que dejó el grupo en 1968, por su tremendo abuso de las drogas. "See Emiliy play", "Set the Control for the Sun", "Jugband Blues" y "Bike" son cuatro joyas de la primera época de Pink Floyd, cuando empezaban a incorporar extensos pasajes instrumentales, nuevas técnicas, como la inclusión de acoples a la música, el uso del reverb y otros trucos provenientes de sus fértiles imaginaciones. Siempre acompañados de una iluminación especial sobre el escenario para reforzar el sentimiento psicodélico y místico generado por su música, Pink Floyd supo mezclar, a lo largo de su carrera, delicadeza y pasión, oscuridad y alegría, procurando experiencias musicales casi alienadoras y melodías que parecen conducir al más demente sueño.

Lo único quizás discutible de este recopilatorio es que no respeta el orden cronológico original de las canciones. Empezando con "Astronomy Domine" y "See Emily play", dos temas de 1967, el primer disco continua con "The happiest Day of our Lives" y "Another Brick in the Wall (Part II)" del album The Wall de 1979. Siguen "Echoes" (1971), "Hey you" (1979), "Marooned" (1994), para volver luego al año 1973 con "The great Gig in the Sky" y al año 1968 con "Set the Control for the Heart of the Sun". Este primer disco termina con el espectacular "Money" (1973), "Keep talking" (1994), "Sheep" (1977) y por fin "Sorrow" 1987). El secundo disco contiene aún más joyas.

Echoes permite sumergirse y descubrir el universo de Pink Floyd, pero la única forma genuina de conocer a este grupo mítico reside en escuchar todos sus discos, ya que ninguno tiene desperdicio.
  • Suscribirse





    He leido el texto legal


  • Reseñas

    Todos los hombres del Führer, de Ferran Gallego (reseña de Rogelio López Blanco)
  • Publicidad

  • Autores

    Entrevista a Emilio Vivar, autor de Los anónimos de la Guerra de Cuba (por Jesús Martínez)