lunes, 14 de septiembre de 2009
Viajar, una medicina que ha ayudado a cambiar España
Autor: Juan Antonio González Fuentes - Lecturas[1350] Comentarios[0]
Viajar es una medicina que le ha sentado francamente bien a los españoles, y en consecuencia a España. Escribo estas líneas tras caer en la cuenta de lo siguiente. M. está ahora mismo en París. L., en Berlín de vacaciones. Mi amigo D. y su mujer J. están en Oxford. Mis amigos S. y S. llevan desde el pasado 1 de septiembre dando vueltas por California. L.A.S., ha estado en agosto en Venecia, observando el Gran Canal desde casa de una amiga. Es probable que no se nos pueda poner como ejemplo del tipo medio de español, pero a buen seguro tampoco somos minoritarias rarezas. Nosotros cambiamos nuestra ciudad, cambiamos España
Juan Antonio González Fuentes 

Juan Antonio González Fuentes

Cuando el gobierno socialista llegó al poder en España en 1982, uno de sus líderes más carismáticos, el inconfundible Alfonso Guerra, pronunció una sentencia llamada a convertirse en verdad y en resumen de muchas, muchas cosas. La frase era más o menos así: “A España no la va a conocer ni la madre que la parió”.

Han pasado casi tres décadas desde la simbólica y elocuente victoria socialista, y hay que reconocer que el vaticinio del señor Guerra se ha cumplido con creces. En muy poco se parece la España de 2009 a la del año 1982, y hay que reconocer que los cambios han sido, en términos generales, a mejor, a mucho mejor. ¿Mérito socialista? Pues sí, quién puede dudarlo. Pero también del gobierno PP del señor Aznar, y de la incorporación del país a la UE y a sus fortísimas ayudas e inversiones, y a la preparación para los cambios de los primeros años de la UCD, y a los sindicatos, y a la labor de gestión municipal en muchos pueblos y ciudades gobernadas por distintos partidos políticos, y al trabajo de la oposición, y al de los medios de comunicación y…, a los españoles.

A España no la reconoce hoy ni la madre que la parió porque los irreconocibles son/somos los españoles, claro. Treinta años de ejercicio democrático nos han cambiado para bien. Somos más tolerantes, estamos más preparados, confiamos más en nosotros mismos, nos valoramos un poco más, nuestras ideas y valores han evolucionado, nuestra visión y percepción de las cosas ha experimentado una radical evolución. ¿Se lo debemos a los gobernantes de uno y otro signo? Yo creo que, insisto en ello, nos lo debemos principalmente a nosotros mismos, a que como ciudadanos de nuestras ciudades, de nuestras comunidades autónomas, de España, de Europa y del mundo hemos crecido mucho a lo largo de los últimos tiempos. Un marco institucional adecuado, unas circunstancias políticas favorables, un crecimiento económico indiscutible, y un contexto europeo cercano y favorable han propiciado también el milagro.

Alfonso Guerra

Alfonso Guerra

Y claro, el salir. Quiero decir que tras cuarenta años de franquismo y siglos y siglos de aislamiento intelectual y geográfico, los españoles llevamos treinta años, tres largas décadas, frecuentando casi en masa otros países, otros paisajes, otras mentalidades, otras visiones…, y confrontamos lo conocido con lo que se nos descubre. Y sacamos consecuencias, e imitamos, y copiamos, y nos reafirmamos en aquello que creemos, y nos hemos dado cuenta de todos nuestros defectos como país, pero también de nuestras muchas e indiscutibles virtudes.

Treinta años de trabajar la autoestima, de descubrir viajando que los “otros” son de carne y hueso, y que si ellos han podido, nosotros también podemos. Treinta años de descubrir que en España, en nuestro día a día, tenemos cosas maravillosas que no cambiaríamos por nada, cosas que los “otros” admiran y quieren disfrutar, copiar….

Viajar es una medicina que le ha sentado francamente bien a los españoles, y en consecuencia a España. Escribo estas líneas tras caer en la cuenta de lo siguiente. M. está ahora mismo en París pasando el fin de semana con una amiga sevillana y una amiga vitoriana. L., la hermana de una buena amiga mía, está en Berlín de vacaciones. Mi amigo D. y su mujer J. están en Oxford; han ido a visitar a unos familiares que viven y trabajan allí. P., la dueña de mi librería de cabecera, está con unos sobrinos en Londres. Mis amigos S. y S. llevan desde el pasado 1 de septiembre dando vueltas por California, y no regresan hasta finales de esta semana. Hoy he dado un paseo matutino con el poeta F. A., quien me ha contado que acaba de regresar de pasar unos cuantos días en Londres con sus hijos. L.A.S., ha estado en agosto en Venecia, observando el Gran Canal desde casa de una amiga. Y el próximo día 26 de este mes M. y yo viajaremos por primera a Nueva York, a pasar poco más de una semana de vacaciones. Todos, o casi todos vivimos en Santander. Todos somos profesores, empresarios, funcionarios o profesionales liberales; todos tenemos relación entre nosotros, todos nos vemos de vez en cuando y charlamos, intercambios ideas, opiniones… Es probable que no se nos pueda poner como ejemplo del tipo medio de español, pero a buen seguro tampoco somos minoritarias rarezas. Nosotros cambiamos nuestra ciudad, cambiamos España. 

***

Últimas colaboraciones de Juan Antonio González Fuentes en Ojos de Papel:

-LIBRO (novedad septiembre): P. D. James: Muerte en la clínica privada (Ediciones B, 2009)

-LIBRO: Stieg Larsson: Millennium 3. La reina en el palacio de las corrientes de aire (Destino, 2009).

-PELÍCULA: Niels Arden Oplev: Millennium 1: Los hombres que no amaban a las mujeres (2009).

Más de Stieg Larsson:

-Millenium 1. Los hombres que no amaban a las mujeres (Destino, 2008)

-Millennium 2. La chica que soñaba con una cerilla y un bidón de gasolina (Destino, 2008)


NOTA: En el blog titulado El Pulso de la Bruma se pueden leer los anteriores artículos de Juan Antonio González Fuentes, clasificados tanto por temas (cine, sociedad, autores, artes, música y libros) como cronológicamente.


Comentarios









  • Autores

    A propósito de la reedición de Alemania: impresiones de un español, de Julio Camba
  • Temas

    La caída del Muro de Berlín (por Mikel Buesa)
  • MundoDigital

    Por qué los contenidos propios de un web son el mayor activo de las empresas en la Red
  • Blog

    Música de vendimia en el Blog de Juan Antonio González Fuentes
  • Creación

    Manuel Arce: Aforismos (Carena, 2012)
  • Publicidad

    Estrategia, posicionamiento SEO, creatividad, diseño, redacción y Apps