martes, 24 de abril de 2007
Marilyn Monroe danza con Isak Dinesen
Autor: Juan Antonio González Fuentes - Lecturas[6483] Comentarios[2]
En 1961 la escritora Isak Dinesen quiso conocer a Marilyn Monroe a través de Carson McCullers. Se conocieron y bailaron juntas sobre la mesa de un bar.

www.ojosdepapel.com

Juan Antonio González Fuentes

A comienzos de los años 1960, la autora entre otros del libro Memorias de África, Isak Dinesen (Karen Blixen, Copenhague, 1885-1962) y la autora entre otros del libro Reflejos en un ojo dorado, Carson McCullers (1917-1967), se encontraron en un viaje que hizo la primera a Nueva York.

La casi octogenaria Dinesen estaba muy enferma, pero decidió aceptar la invitación de diversas universidadades norteamericanas para dar conferencias sobre sus libros y su vida en África, y en la ciudad de los rascacielos McCullers desempeñó el papel de anfitriona. Antes de emprender el viaje a los EE.UU, la narradora danesa confesó a los que la iban a recibir un deseo: quería conocer a la actriz de moda, al sex-symbol por antonomasia del momento, a la figura que en gran medida personificaba a la mujer despampanante y algo corta de luces que se hacía querer por su vulnerabilidad; quería conocer a Marilyn Monroe, quien acababa de rodar con George Cukor El multimillonario e iba a empezar a trabajar en la película de John Huston Vidas rebeldes, junto a Clark Gable y Monty Clift.


www.ojosdepapel.com

Isak Dinesen


La Monroe tiene 35 años edad, está casada con Arthur Miller y el matrimonio no funciona, ha tenido ya varios abortos, está relacionada con el clan Kennedy y empieza a ser muy conocida por sus problemas de disciplina y concentración trabajando. Pero también está en el momento más álgido de su carrera y de su belleza y rotundidad física: deseada por cualquier hombre, y pudiendo elegir proyectos, cada vez más decidida a demostrar que además de poseer curvas de vértigo está capacitada para transmitir emociones y hacerse con las riendas de los personajes que le encarguen.

Isak Dinesen tiene 75 años, apenas llega a los cuarenta kilos de peso, y la impresión física que da a quienes la conocen es que está a punto de quebrarse con cualquier movimiento brusco. No puede haber, en apariencia, dos mujeres más dispares en todos los sentidos: Dinesen y Monroe, Isak y Marilyn.


www.ojosdepapel.com

Marilyn Monroe


McCullers organiza una cena para que se conozcan, y al final de la misma, las dos mujeres, las dos celebridades tan radicalmente diferentes, terminan la velada bailando descalzas sobre la mesa ante la incrédula mirada de todos los que allí estaban. La escritora danesa disfrutó tratando a los escritores que conoció en Nueva York, a Carson McCulleres y a Miller entre ellos. Pero quien la dejó pasmada fue la actriz, fue Marilyn. De ella escribió: “No es que se hermosa, aunque lo es de un modo casi imposible, es que irradia a la vez una vitalidad sin límites y una increíble inocencia. Me recordó a un cachorro de león extraviado que me trajeron en África mis criados nativos. No me quedaría nunca con ella”.

No, no se quedó con ella. Las dos murieron al año siguiente, casi a la vez, con la sincronización de dos seres que han bailado juntos, muy juntos.

______________________________________________________________________
NOTA: En el blog titulado El Pulso de la Bruma se pueden leer los anteriores artículos de Juan Antonio González Fuentes, clasificados tanto por temas (cine, sociedad, autores, artes, música y libros) como cronológicamente.


Comentarios
24.11.2007 19:32:15 - uhhhmmmmm

perdona, tengo entendido que donde bailaron MM y ID no fue sobre la mesa de un bar sino sobre la mesa de mármol de CMcC... creo que la Carson preparó un almuerzo a base de ostras, champan y no sé que otra delicia y acabaron bailando... Carson dice que ella también bailó, pero parece que para entonces ya no estaba para estos trotes, así que lo que manifiesta son sus ganas de participar en la fiesta... no lo sé... curioso almuerzo de todas maneras, también con Miller... cuestionando el regimen alimenticio de ID!!!!


26.10.2009 23:05:47 - Carlos



El porque de las ostras y el champan es explicado por el director del film Out of Africa.










  • Autores

    La historia y la fatalidad. Lecciones breves de Albert Camus (por Justo Serna)
  • Creación

    Poética o nombrar la transparencia (Rosana Acquaroni)
  • Blog

    Poussin y Anthony Powell en el Blog de Juan Antonio González Fuentes
  • Temas

    De censuras, chalados y cartas indianas (por Miguel Ángel Sánchez de Armas)
  • Publicidad

    Estrategia, posicionamiento SEO, creatividad, diseño, redacción y Apps